5. María Gabriela Chávez: La Hija Pródiga

Foto: S.O.S. Chávez

Como la hija preferida de Hugo Chávez, María Gabriela Chávez es la quinta posible candidata sobre quien se rumorea que pudiese sustituir al presidente enfermo, en caso de que éste no sea capaz de presentarse para la reelección.

Desde el comienzo de la enfermedad de Chávez en junio del 2011, María Gabriela se ha convertido en una constante en todos sus viajes desde y hacia Cuba. Ella estuvo a su lado cuando por primera vez le pidió al Congreso permiso para viajar a Cuba y recibir tratamiento, lo ha acompañado en casi todos los viajes que ha hecho a la isla, y en todos los discursos importantes que ha dado como un líder “convaleciente.” A pesar de que siempre han sido unidos, los retos a los que su padre se ha enfrentado en el último año han creado sin duda, un vínculo inquebrantable entre ellos. Mientras Chávez se enfrenta a su propia mortalidad, sobre todo en momentos de agitación interna entre los miembros del PSUV y de actitudes engañosas de varios jefes militares, María Gabriela se ha convertido en uno de los pocos miembros de su círculo íntimo en los que puede confiar por completo.

Con el tiempo, ella se ha transformado en algo más que sólo digna de confianza. Ella es ahora una de las asesoras y confidentes más cercanas de Chávez. Como resultado de ello, persisten los rumores de que Chávez la está preparando para que tome su lugar. Todo el tiempo que han pasado juntos en Cuba y en Miraflores le ha dado a Chávez la oportunidad de moldearla en su imagen política – enseñándole cómo actuar con la prensa, cómo manejar la política interna del PSUV, cómo lidiar con el día a día de la gobernabilidad del país, y cómo continuar con su legado y la Revolución Bolivariana. Mientras que otros se juegan la posición, parece que Chávez podría estar silenciosamente posicionamiento a María Gabriela como su heredera – tanto en la prensa como en el PSUV.

Recientemente, el ex director del Consejo Nacional Electoral, Eduardo Semtei, anunció que es muy probable que en los meses de julio o agosto, Chávez se retire de la candidatura presidencial y deje a una de sus hijas en representación. De hecho, un anuncio de tan alto perfil posicionaría a María Gabriela como la sucesora predilecta de Chávez, dándole exposición sin precedentes frente a los venezolanos y posicionándola como la principal candidata para desafiar a Henrique Capriles en las elecciones presidenciales. Además, sería una estrategia política para asegurar que ella sea la receptora de total simpatía del pueblo venezolano. Si Chávez lo hace en el horario de Semeti, le daría a María Gabriela tiempo suficiente para hacer campaña antes de las elecciones de octubre, asegurando que pueda potencialmente vivir lo suficiente para servir como su mejor recurso en la campaña.

A diferencia de los otros miembros de nuestra lista, María Gabriela no tiene antecedentes en movimientos revolucionarios o de izquierda, y no ejerce un cargo importante en el partido de su padre. Sin embargo, esto podría no ser necesariamente algo malo. El régimen de Chávez se ha vuelto tan personalizado que sería extremadamente difícil para alguien como Nicolás Maduro o Elías Jaua ganar las elecciones.

María Gabriela tiene 30 años y es graduada en comunicaciones de la Universidad Bolivariana. Estando junto a su padre durante meses, se ha convertido en la representación simbólica de la continuación de las políticas de Chávez y sus misiones. Y para Chávez, ella es su sangre, lo cual puede darle la tranquilidad de saber que, mientras él siga vivo, él seguirá siendo el maestro de las marionetas, garantizando así la continuidad de la Revolución Socialista.

Mentiras rampantes y contradicciones siguen saliendo de los diferentes miembros del gobierno de Chávez, lo que hace difícil identificar si incluso permitirían a su hija como candidata. Todavía es complicado predecir quién sería el sucesor más probable, pero en los próximos días les traemos nuestra última opción…

blog comments powered by Disqus